jueves, julio 07, 2005

Simetrías y asimetrías


La ciudad de Londres era uno de los objetivos principales de la organización terrorista Al Qaeda desde los atentados del 21 de septiembre de 2001 en Estados Unidos, hasta el punto de que Scotland Yard consideró "inevitable" un atentado.

El trabajo de las fuerzas de seguridad es ingrato: sus éxitos son normalmente invisibles y el más mínimo fracaso se traduce en tragedias.

John Stevens, el jefe de Scotland Yard y responsable de la lucha antiterrorista, siempre ha hablado de la imposibilidad de evitar al 100 por cien un ataque en el Reino Unido.

"Sabemos que en realidad hemos parado ataques terroristas que se iban a producir en Londres, pero es inevitable que algún tipo de ataque termine llevándose a cabo, aunque mi trabajo es asegurarnos de que esto no ocurra".

En la SER Juanjo Millás se empreña en hablar de una simetría entre estos atentados y la guerra de Irak, mientras que Josep Ramoneda le responde que él no puede observar más que una gran asimetría y que no se puede comparar la actuación de unos gobiernos elegidos democráticamente, incluso en la vulneración del derecho internacional, con una horda de fanáticos asesinos.

Un peliagudo juego de espejos cóncavos.

1 Comments:

Anonymous Anónimo said...

Bush en mi opinion es un cowboy que cree que puede ir matando a los malos con su potencial armamentístico. Sin duda la guerra de Iraq es una grandisima negligencia, de todas formas hay que recordar que los grandes asesinos de esta guerra son los propios terroristas que se dedican a matar a sus propios compatriotas. Puede que Bush sea un imbecil, pero tiene razon en una cosa, estamos en guerra contra el terrorismo, y aunque sigo pensando que es un problema menos acuciante que la opresion politica y la pobreza en Africa si que es un gran problema. Y a estos terroristas no se les ganara con pacifismo y buen rollo, a estos se les derrotara por la fuerza.

9:33 p. m.  

Publicar un comentario

<< Home